Cuidados básicos al adoptar un gato

Cómo cuidar a un gato

Probablemente los gatos sean los animales más independientes que nos podamos encontrar por lo que no sus cuidados no son tan elevados como en otros animales… sin embargo sí que tendremos que prestar atención a unos cuidados básicos como en cualquier otra mascota.

Lo primero que tenemos que hacer en el momento en el que adoptamos un gato es llevarlo al veterinario. Quizá sea necesario desparasitarlo para evitar que coja infecciones. Además, le harán un chequeo para determinar si todo está en orden.



También se encargará de ponerle las vacunas en base a su edad. Las vacunas más habituales son la de la panleucopenia felina, la rabia o la rinotraqueitis.

Una vez que ya lo tenemos en casa habrá que comprar comida especial para la edad del gato así como su raza. Entre la amplia oferta de alimentos, debemos elegir aquellos que han sido confeccionados con una serie de nutrientes que se encargarán de fortalecer la salud del gato y que, al mismo tiempo, sean más aconsejables para las características de nuestra nueva mascota.

Descubre los gatos de peluche más realistas

No nos debemos olvidar de que también necesitan de agua limpia en todo momento para no deshidratarse.

En otro de los puntos en los que nos tenemos que basar es cómo educarlos para que puedan hacer sus necesidades. Una vez que haya comido tendremos que llevarlo a una caja de arena para que allí haga sus necesidades. Al principio le costará cogerle el ritmo pero poco a poco, por instinto, sabrán donde tienen que hacer las cosas.

También tenemos que cepillarlo cada cierto tiempo para evitar que se puedan formar bolas de pelo que se terminen concentrando en el estómago. En el caso de que se produzca algún comportamiento anómalo o que experimentemos un síntoma de gravedad, lo primero que tendríamos que hacer sería llevarlo al veterinario para que pudieran evaluarlo cuanto antes.

Al principio puede ser complicado cuidarlos pero poco a poco nos daremos cuenta de que es muy sencillo.

Y ya sabes, si crees que no vas a poder cuidarlo como se merece, mejor hazte con uno de nuestros gatos de peluche. ¡Será lo mejor para ambos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *